libresarriba

Este año es un año muy especial, ya que muchos de nuestros autores clásicos favoritos serán de dominio público. Nos explicamos, la mayoría de los países del mundo han firmado el llamado Convenio de Berna, el cual dice que todas las obras intelectuales quedan bajo el dominio de los derechos de autor, que pasan al dominio público a los cincuenta años de que murió el autor. Algunos países modificaron ese acuerdo en 1998 y lo extendieron a 20 años más, por lo que este 2019 quedan libres muchos escritores, con lo que la oferta de ediciones de ellos crecerá. Aquí cinco de ellos.

Ernest Hemingway

libres 1

Uno de los más grandes representantes de la llamada Generación perdida norteamericana. Su obra ya es considerada clásica en la Literatura del siglo XX, ya sea por su minimalismo y sobriedad, por la dureza y por lo vital de sus historias. Era un hombre duro de acción, fue conductor de ambulancias en el frente durante la Primera Guerra Mundial y parte de la resistencia republicana en la Guerra Civil Española, fue boxeador, sabía tocar el violonchelo Vivo en París, donde conoció a E. Pound, Pablo Picasso, J. Joyce y G. Stein, entre otros. Acabó sus días en Cuba siendo simpatizante de la muy joven revolución.

Encuentra sus libros aquí.

Khalil Gibran

libres 2

Nació en el Líbano, pero a los once años su familia decide trasladarse a vivir a Estados Unidos. Ahí aprendería el idioma inglés, pero regresaría a su país de natal años después, donde pudo seguir adquiriendo conocimiento de su lengua materna. Ese viaje de regreso lo marcó de tal manera que pudo dibujar de mejor manera uno de sus libros más famosos, El Profeta. Al regresar a Estados Unidos, a su ciudad adoptiva, Boston, Khalil Gibran publica obras redactadas en árabe, exponiendo su estilo particular, al mismo tiempo que exponía su obra pictórica. Una pequeña editorial se interesa en publicar el Profeta, y sería con ese libro que alcanzaría la fama y el prestigio que lo consagran hasta nuestros días.

Encuentra sus libros aquí.

Howard Phillips Lovecraft

libres 3

A últimas fechas Howard Phillip Lovecraft ha tomado mucha notoriedad dentro de la cultura pop mundial. Podemos encontrar a sus creaciones postuladas para presidentes de Estados Unidos, como imágenes de un cereal, estampadas en camisetas y la efigie fantasmagórica del norteamericano en camisetas, posters y tazas. Curiosamente, sus historias han ido perdido relevancia frente a este éxito de la imagen. Sin embargo, Lovecraft, ese oscuro escritor de Nueva Inglaterra, que nunca publicó un libro en su vida, que fue menospreciado por la crítica de su país, fue el creador de un mundo que hoy a la fecha sigue siendo visitado por muchos autores alrededor del mundo.

Encuentra sus libros aquí.

 

Edith Wharton

libres 4

Es una de las más importantes escritoras de Estados Unidos, desde 1907 se fue a radicar a París, abandonado su Nueva York natal. Sería en Francia donde haría gran parte de su vida, incluso le fue concedida la orden de la Legión de Honor por sus servicios durante la Primera Guerra Mundial al país galo. Fue la primera mujer doctorada en Letras por la Universidad de Yale, y en 1930 fue nombrada miembro de la Academia Americana de Artes y Letras. Su obra narrativa hace un retrato de los prejuicios sociales imperantes en Nueva York de su época, aunque válida a la fecha. También teorizó sobre la creación y sobre otros temas en diversos ensayos.

 

Encuentra sus libros aquí.

 

Wallace Stevens

libres 5

Pertenece al grupo de poetas que renovaron la poesía norteamericana del siglo XIX, junto a Ezra Pound, T.S. Eliot, William Carlos Williams, e.e. cummings, Cari Sandburg, por mencionar algunos. Escritor tardío, publicó su primer libro a los 41 años. A diferencia del resto de sus compañeros, no viajó a París, se quedó en Estados Unidos y sufrió la crisi del 29. Wallace Stevens mantuvo perfectamente diferenciadas sus vidas de poeta y funcionario. Nunca participó activamente en la escena literaria de Norteamérica, ni tomó partido en las polémicas que tocaban las dos orillas del océano; fue en muchos sentidos la antípoda de Pound y Eliot. El reconocimiento le llegó tarde y ahora se le considera uno de los grandes poetas norteamericanos.

 

Encuentra sus libros aquí.